carrito

No hay productos

0,00 € Transporte
0,00 € Impuestos
0,00 € Total

Estos precios se entienden IVA incluído

Confirmar

¿Cómo preparar un baño romántico?

Publicado el 2019-03-23

  • ¿Cómo preparar un baño romántico?

Con el estrés del día a día resulta complicado encontrar un momento para nosotros mismos e incluso para relajarse en pareja. Lo bueno es que para poder reconectar y pasar un tiempo a solas no es necesario organizar una escapada a ningún sitio. Con un poco de imaginación y poniéndole ganas se puede organizar una velada romántica en casa que sea el preludio de algo mucho más intenso.

 

Lo del baño romántico o incluso afrodisiaco siempre es una idea que nos ronda por la cabeza, aunque muchas veces no sabemos bien cómo organizarlo. Por eso vamos a ver algunas ideas.

 

Antes de comenzar a llenar la bañera hay que preparar el baño, que debería estar limpio y recogido. Cuantas menos cosas haya por medio mejor. Trataremos de buscar ese ambiente de spa que tanto gusta y tanto relaja. Para ello las toallas deberían estar limpias y bien dobladas, teniéndolas siempre a mano.

 

La iluminación es otro tema importante. Se puede optar por disfrutar únicamente de la luz de las velas o bien usar alguna pequeña lámpara que aporte luz indirecta cálida y tenue.

 

La temperatura es otro factor a tener en cuenta, no sólo la del agua, sino también la del cuarto de baño en general. Nadie quiere salir de un baño relajante y acabar muriéndose de frío.

 

Con todo el ambiente ya listo por fin llega el momento de llenar de agua la bañera. Es importante acertar con la temperatura del agua. Aquí no hay que olvidarse de que los aromas estimulan todos los sentidos, así que conviene escoger un gel y unas sales de baño cuyo olor resulte agradable.

 

Una buena forma de añadirle un poco de magia a la situación es que todo esto sea una sorpresa para tu pareja.

 

Ya dentro de la bañera podéis relajaros a vuestra manera. Podéis simplemente disfrutar del entorno y la compañía y dejar el sexo para más tarde o bien podéis pasar directamente a la acción. Si es así, recuerda que con la penetración dentro del agua existen los mismos riesgos de embarazo y de contagio de ETS que fuera, así que si vais a usar preservativo lo mejor es ponérselo siempre fuera del agua.

 

El momento baño puede ser también el idóneo para ir comenzando con los preliminares. Aquí unos buenos juguetes acuáticos os irían de perlas, así que no te olvides de tenerlos a mano. Y una vez fuera del agua, nada como seguir disfrutando masajeando vuestros cuerpos con aceites esenciales.

 

¿Te animas a probarlo?

 

 

 

También te puede interesar: Lubricantes, recomendaciones de uso.

 

 

No dejes de leer nuestro blog, queremos ser tu sex shop online barato y de confianza.