carrito

No hay productos

0,00 € Transporte
0,00 € Impuestos
0,00 € Total

Estos precios se entienden IVA incluído

carrito Confirmar

El mito de la próstata femenina

Publicado el 2017-11-25

  • El mito de la próstata femenina

A pesar de lo que han avanzado la medicina y el conocimiento del cuerpo humano, lo cierto es que este todavía sigue siendo un gran desconocido en muchos aspectos.

 

Ocurre por ejemplo con la conocida como próstata femenina, una parte del cuerpo sobre la que los científicos todavía están discutiendo si existe o no.

 

Quienes defienden su existencia señalan que se trata de un conjunto de glándulas (llamadas de Skene) que están situadas en torno a la uretra, en paralelo a la vagina y a unos dos centímetros de la entrada (área que se asocia con la zona del punto G).

 

Esta próstata acumula líquido que puede ser expulsado antes, durante o después del orgasmo, dando lugar a lo que se conoce como la eyaculación femenina.

 

Pero no todos los expertos están de acuerdo con esta teoría y señalan que no se trata de una próstata como tal, sino de un tejido prostático residual que está presente en algunas mujeres y en otras no. Lo que explica que ciertas mujeres hayan experimentado la eyaculación femenina y otras no.

 

El desconocimiento sobre esta parte del cuerpo y sobre la eyaculación femenina ha llevado a muchas mujeres a avergonzarse cuando eyaculan y a extender el mito sobre sí es posible o no tal eyaculación.

 

Pues bien, parece que en esto la ciencia si se pone de acuerdo, es posible hablar de eyaculación femenina en el caso de aquellas mujeres que tienen ese tejido prostático o próstata femenina del que hablábamos antes.

 

En estos casos antes de llegar al orgasmo, durante el mismo, e incluso después, la mujer suele tener muchas ganas de orinar. Hay mujeres que consiguen eyacular hacia fuera, sea de manera consciente o no, y otras que lo hacen hacia dentro. En este último caso el líquido va hacia la vejiga y se expulsa junto con la orina.

 

Pero todavía queda otro mito, el que indica que los orgasmos femeninos son mejores cuando hay eyaculación. Como decimos, se trata también de otro mito, puesto que cada persona vive y siente la sexualidad de una manera diferente.

 

El placer sentido por las personas es algo totalmente subjetivo y no se puede medir en la cantidad de líquido expulsado. De ahí la necesidad de conocer bien nuestro cuerpo, saber lo que nos gusta y olvidarnos de mitos absurdos. Sólo así, mujeres y hombres pueden disfrutar al 100% de su sexualidad con naturalidad.

 

 

 

También te puede interesar: Juguetes sexuales femeninos, ¿cuales son los favoritos?

 

 

No dejes de leer nuestro blog, queremos ser tu sex shop online barato y de confianza.