carrito

No hay productos

0,00 € Transporte
0,00 € Impuestos
0,00 € Total

Estos precios se entienden IVA incluído

carrito Confirmar

¿Por qué puede disminuir la libido?

Publicado el 2017-04-27

  • ¿Por qué puede disminuir la libido?

A todo el mundo le ha ocurrido sentir que en algún momento de su vida el deseo sexual está bajo mínimos. En algunos casos puede tratarse de una situación puntual, pero en otros puede llegar a prologarse a lo largo del tiempo.

 

La libido o deseo sexual está estrechamente relacionada con cuestiones hormonales y con factores a nivel psicológico, de ahí que en ocasiones pueda aumentar o disminuir sin que seamos muy conscientes de la razón por la que ha ocurrido.

 

Las hormonas sexuales (testosterona, estrógenos y progesterona) influyen de manera directa en el deseo sexual. Si hay un descenso de los niveles de hormonas puede haber un descenso en el deseo sexual.

 

¿Qué puede causar la alteración de los procesos hormonales?

 

Muchos factores, desde la menopausia a los cambios en los métodos anticonceptivos, sin olvidarse de otras cuestiones como algunas enfermedades (diabetes, depresión, cardiopatías o esclerosis múltiple), el estrés, la obesidad y los hábitos nocivos como el consumo de drogas y alcohol.

 

Mención especial requiere el estrés, que se ha convertido en una de las grandes lacras de la sociedad moderna. Problemas como el estrés y la ansiedad no sólo reducen la libido, sino que además pueden causar otros problemas como la aparición de insomnio.

 

El estrés es capaz de apoderarse de toda la vida de una persona, impidiendo que pueda liberar su mente y haciendo que esté siempre pendiente de solucionar problemas, lo que evidentemente hace que no haya espacio para que el deseo sexual aparezca.

 

¿Qué se puede hacer para recuperar la libido?

 

Para empezar hay que optar por un modelo de vida más sano que ayude a los niveles hormonales del cuerpo a volver a la normalidad. Se recomienda hacer una dieta sana, perder peso si es necesario, no tomar drogas ni tabaco y reducir lo máximo posible la ingesta de alcohol. Además, es recomendable practicar ejercicio de forma moderada, lo que ayuda a la salud tanto a nivel físico como a nivel psíquico, ayudando a dejar atrás el estrés y la ansiedad.

 

Evidentemente, hay que buscar nuevos espacios de encuentro con la pareja, buscar tiempo para pasarlo a solas y no dedicarlo exclusivamente al sexo, sino tratar de volver a conectar en todos los aspectos de la vida. Algo tan simple como una tarde en el cine puede ayudar a que vuelva a saltar la chispa.

 

En aquellos casos en los que los problemas hormonales puedan estar causados por un problema físico, lo mejor es consultar con un profesional para buscar una solución.

 

 

 

 

También te puede interesar:Claves para un encuentro sexual exitoso

 

 

No dejes de leer nuestro blog, queremos ser tu sex shop online barato y de confianza.